quién sabe…

“quién sabe…”

este invisible pedacito de madrugada despierto tratando a toda costa de salir de mi pecho infinito y con los brazos abiertos…

si es amor o universo,

este momento durmiendo despierto junto a esos piecesitos también infinitos que llenan mis ojos de momento…

y no puedo dormir…

quién sabe…

tal vez sean dos hombrecitos de pan manteniendo mis párpados arqueados con sus bracitos corpulentos!

lástima que se van a mojar

(amo estas ganas de llorar)

(amo no poder dormir de felicidad)

o tal vez sea sólo Debussy…

y que pienso…

en por qué es tan inasible ser solo y tan inasible ser con alguien más, tan inasible ser y tan sencillo a la vez…

quién sabe…

si es el tiempo, o la edad,

o apenas este claro de luna que sabe acariciarme todas las ganas juntas y al mismo tiempo…

o si es que al ser Universo ya nadie nada nunca es lejos,

y amanecí en tu cama,

y estoy junto a ti.

Sponsored Post Learn from the experts: Create a successful blog with our brand new courseThe WordPress.com Blog

WordPress.com is excited to announce our newest offering: a course just for beginning bloggers where you’ll learn everything you need to know about blogging from the most trusted experts in the industry. We have helped millions of blogs get up and running, we know what works, and we want you to to know everything we know. This course provides all the fundamental skills and inspiration you need to get your blog started, an interactive community forum, and content updated annually.

sé quién sos

“sé quién sos”

sé quién sos

sos la risa

sos disfrutar el momento

sos entender la música desde adentro

sos los abrazos de oso más copados del universo

sos quien primero me puso el motor

quien encendió mi fuego

para siempre

sé quién sos

mi viejo

y te doy las gracias

no sólo por los genes,

los abrazos, los momentos,

no sólo por el motor, la risa, el humor

el fuego, el motor, la pasión…

te doy las gracias porque me enseñaste

hasta con el no-ejemplo,

porque me enseñaste la mitad de TODO

lo que sé, lo que soy, lo que importa

porque gracias a vos sé amar con toda mi fuerza,

porque estás ahí cuando me veo al espejo

porque diste tanto sin saberlo

que podría continuar agradeciendo y lloranriendo y escribiendo este poema para siempre

pero aun más te agradezco

porque el fuego que me diste

también está en tu nieto

la inspiración, la cima

“la inspiración, la cima”

otra vez la inspiración, la cima

otra vez el descuido es el refugio es el descuido la lluvia mojante sobre el pecho rasante de la golondrina-abrazando-piranhas (sí, pirañas) (la golondrina) (abraza piranhas, pero es buena, no las lastima) que es lluvia y descuido y que no importa

(nunca importa)

que es la vida que continúa que devuelve que inspira otra vez la música

(siempre – la música)

quesel cansancio de la tristeza – ques historia despierta – ques naturaleza

(otra vez la cima)

eterna y desvelada ruleta terca a veces fiera y obtusa y negra y a su regreso el aleteo descalzo que me acaricia la espalda explotada de escalofríos (posibilidades amaneciendo) que llegan volando

electricidad vicaria para mi carne crujiente

(otra vez la inspiración)

renovando mi sentir como renueva la piel la serpiente

(otra vez el amor sin nombre)

y mi par de ojos pardos conformándose con vivir sobrealimentados

obesos

de hambre

otra vez

Yo

mi propia sombra

mi propio padre

una vez lloré

una vez lloré”

una vez lloré

cuando era grande

acurrucados mis anhelos

blandos

en el regazo

blanco

de una mujer abierta

que chorreaba distraída toda la avena tibia de sus manos

mientras estaba en otro lado

y yo

todo

envuelto en tango

llorando

esa única lágrima

pasada de magia

regresante y conocedora

henchida del inquieto aroma a bizcochuelo casi listo las ganas correteando sin pordóndes ni paraqués, en un aquíyahora (ahoramismo)

nacida en mi mirada, hundida en mi sentir

lágrima única

y abrasadora

exhumando hasta el último detalle húmedo de un futuro perfecto y terco

pero que llegó tarde o nunca fue

pero que es sólo para mí

un futuro sin avena sin lágrimas

un futuro sin ti