dos

dos…

Son dos corrientes.

Una tiene en mis carnes tus ojos y tus dientes.

La otra se llama agua y se llama noviembre.

Una no tiene coraje,

la otra se llama mis manos al borde de la noche resplandeciente.

Dos caballos galopando en sentidos contrarios,

sus músculos, mis deseos de ubicuidad y de lanza,

mis días cargados de abrazo

sobrados de brisa,

de perpleja, comedida, histérica y rocosa desesperanza que excita…

Pero me salvo, no tengo cuerpo.

No soy solo.

Soy también vos.

Soy tus años, tu delirio y la mentira que recorre tus ojos candombeando.

Soy solo, pero no soy uno solo: soy dos.

Los porqués, los quebrantos,

Soy vos.

Mi yo es dos,

armadura y vientre,

Mi yo es dos,

cuando estás, y cuando no,

soy los

soy nos

soy voz

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s